Cómo sacar ventaja de los equipos de marketing a distancia



“El cambio es siempre el resultado final de todo verdadero aprendizaje”.
Leo Buscaglia.

El comportamiento empresarial es claro respecto a una tendencia tecnológica: el trabajo con equipos remotos es la solución ideal para los nuevos tiempos.


Tanto emprendedores como dueños de empresas de todo el mundo han descubierto los beneficios de crear grupos laborales a distancia para expandir sus ideas, diversificar talentos e ingresos, reducir costos y extender los tiempos de acción y respuesta a los clientes globales gracias a diferentes husos horarios.


Y es que la fuerza laboral remota se ha convertido en una práctica en ascenso en Estados Unidos, Europa y América Latina; algo que aceleró la pandemia y que ha beneficiado a ciertas áreas de desempeño como el marketing digital. Ahora es posible acceder a un grupo de talentos diversos para abarcar mercados locales con expertos de esas regiones, al mismo tiempo en que se reducen los costos y los gastos generales operativos.


Liderar un equipo de marketing a distancia tiene múltiples desafíos: hay que tener estrategias claras, horarios bien establecidos y responsabilidades asignadas eficazmente. Por suerte, existen muchas aplicaciones y estrategias que facilitan la creación y el desempeño de un grupo de trabajo de marketing digital remoto y seguidamente les presentamos un resumen que será muy útil para dueños de empresa y emprendedores.


1. Saber contratar: Los equipos remotos de marketing requieren de personas altamente capacitadas y que sepan trabajar con proyectos, clientes. Además, deben estar comprometidas con los objetivos de ventas de la empresa. Pero además de ser especialistas en sus áreas, deben saber trabajar en entornos digitales, para lo cual deben tener buenas habilidades de comunicación y organización, así como capacidad de tomar decisiones de forma independiente sin comprometer o entorpecer el trabajo en equipo.


2. Generar sentido de pertenencia: En Martorell Media hay miembros del equipo que nunca se han conocido en persona. Sin embargo, esto no ha impedido que las relaciones entre los compañeros y líderes de la empresa sean cercanas y honestas. Tampoco, el trabajar a distancia ha frenado la relación de cada una de las personas con la compañía y los proyectos que desarrollamos. Esto se logra compartiendo la visión de la empresa para crear alineación en el trabajo, pero también para motivar y conectar. Cuando los trabajadores de una empresa se sienten identificados con el objetivo y la razón de ser de los proyectos que desarrollan, esto se traduce hacia los clientes y se genera mayor empatía y confianza.


3. Tener organización y reglas claras: Trabajar de forma independiente y eficaz es posible cuando existen protocolos claros de procedimientos y comunicación. Esto es, particularmente importante con los equipos de marketing en los que trabajan diferentes áreas. Por ello, es fundamental implementar procesos que garanticen con claridad las fechas de entrega, estilos y flujos de trabajo. Una empresa debe contar con manuales, guías y normas de estilo tanto gráfico, como de escritura y procedimientos para capacitar a las personas que se suman al equipo de trabajo. Los servicios en la nube (como Google Drive) funcionan muy bien. Allí se pueden tener, por ejemplo: respuestas a preguntas frecuentes de los clientes, logos y tipografías necesarias para utilizar, lista de aplicaciones y herramientas, así como guías con tareas establecidas para cada grupo de trabajo.


4. Aprovechar las herramientas digitales: Una de las grandes ventajas de los equipos a distancia es poder contar con un equipo global, es decir con personas que trabajen en diferentes zonas horarias, de manera que la empresa esté activa las 24 horas del día. Por ello, una de las metas establecidas en el Grupo Martorell por Jeremías Martorell es el de trabajar 24/7 los 365 días del año. Sin embargo, para lograr esto es importante aprovechar las herramientas digitales que permiten la visualización del trabajo, el almacenamiento de data común y la comunicación fluida, entre otras ventajas. La app Asana, por ejemplo, ofrece la posibilidad de establecer plazos para las tareas de cada miembro del equipo. De esta forma, se logra que los equipos a distancia puedan trabajar en línea en diferentes momentos.


¿Quieres conocer más sobre nuestras estrategias y metodologías de trabajo en Martorell Media? Déjanos tu comentario o pregunta y no te pierdas nuestras próximas publicaciones.


3 views0 comments