Estas son las empresas que están haciendo realidad el metaverso a través de sus seis pilares


Las principales empresas que están "construyendo" el metaverso según seis categorías que lo están levantando.







Las empresas están obsesionadas con el metaverso, que se ha presentado como el nuevo escenario en el que invertir. Este concepto de un mundo virtual en el que impulsar las experiencias digitales altamente inmersivas e interactivas está cada vez más extendido y ya son múltiples las marcas que están apostando por él.


El debate en los medios de comunicación en torno a este tema también ha aumentado, ya que se especula sobre si el metaverso -y la aparición de economías virtuales completas, con propiedades, oficinas corporativas, desfiles de moda y mucho más- está preparado para convertirse en el próximo gran paso de la tecnología, o si es demasiado exagerado.


Lo cierto es que el metaverso es una visión, no una tecnología específica. Esta ambigüedad puede suponer un reto a la hora de averiguar cómo aprovechar las tendencias emergentes que representa.


CB Insights ha realizado un marco para entender este tema y saber cuáles son los agentes y los proveedores que están dentro. La selección está basada en una amplia gama de criterios, entre los que están la financiación o las relaciones comerciales.


Divide a las compañías en seis categorías: infraestructura, acceso, herramientas de virtualización, mundos virtuales, infraestructura económica y experiencias.


Infraestructura


El metaverso requiere de una infraestructura de computación y procesamiento que puedan soportar los grandes flujos de datos. Los chips de Qualcomm destacan en este ámbito. El gigante tecnológico afirma que sus chips Snapdragon se han utilizado en más de 50 dispositivos de realidad aumentada y virtual.


Además, Intel afirma que el metaverso necesitará un aumento de 1000 en la eficiencia computacional, incluyendo avances en 5G e infraestructuras híbridas. Asimismo, será esencial la infraestructura en la nube.


En este sentido, Fortnite se ejecuta casi por completo en Amazon Web Services (AWS), donde utiliza la computación en la nube para agregar y analizar la información de su flujo de datos, que de otro modo sería inmanejable.


AT&T, Comcast, Verizon, Azure, Google Cloud, Akamai, Zenlayer o Stackpath se incluyen en esta categoría.


Acceso e interfaz


Esta capa incluye los dispositivos de hardware que permiten a las personas experimentar el metaverso. Aunque esta categoría abarca dispositivos conectados como teléfonos móviles, ordenadores y consolas de juegos, se centra principalmente en las tecnologías emergentes diseñadas para mejorar la inmersión en un entorno virtual.


Aquí entra la tecnología háptica (HaptX o Sense Glove), es decir, aquella relacionada con el tacto. Los auriculares o las gafas de realidad virtual son otras, a las que se suma la tecnología holográfica, o sea, las que utilizan la luz para proyectar objetos 3D en espacios físicos.


Herramientas de visualización


Estas empresas están trabajando en kits de desarrollo de software, motores de juegos, tecnología de escaneo 3D y otras herramientas para desarrolladores que ayudan a los diseñadores de contenidos 3D a construir mundos y experiencias en el metaverso.


En esta categoría entran compañías de diseño 3D, motores o avatares. Algunos nombres son Unreal de Epic Games, Vntana, threekit, VirtualFlow, Niantic, ARCore, Wikitude, Blippar, Godot, Blender, Ready Player Me, Holotch o Condense Reality.



Mundos virtuales


Los mundos virtuales son los lugares en los que la gente se congregará y existirá en el metaverso. Aquí hay dos tipos: los centralizados y los descentralizados. Los primeros son los que son propiedad de una empresa, que tiene la última palabra sobre las reglas, los bienes y las experiencias. Roblox, Linden Lab, VR Chat y Minecraft son algunos.


Por otro lado, los descentralizados permiten más libertad y capacidad de acción a los usuarios. Decentraland, The Sandbox o Somnium Space son algunos.


Infraestructura económica


Esta capa incluye la tecnología que permitirá a las personas comprar, vender y almacenar bienes y servicios en el metaverso. A pesar del gran interés que despiertan las criptomonedas y las NFT, es probable que las nuevas empresas que se incorporen a este espacio solo sirvan a una pequeña parte del metaverso, el descentralizado.


En consecuencia, las empresas de pagos tradicionales seguirán siendo muy relevantes. Al fin y al cabo, si el metaverso funcionara exclusivamente con finanzas descentralizadas, las empresas perderían una enorme oportunidad de dar servicio a los clientes que no tengan criptomonedas.


VISA, Mastercard o PayPal estarán presentes, así como empresas relacionadas con el intercambio de criptomonedas, como Binance, Uniswap o Coinbase. El mercado de los NFT no faltará, con cabeceras como OpenSea, Dapper, Rarible o Dmarket.




Experiencias


Dentro de este punto encontramos los distintos bienes, servicios y experiencias que estarán disponibles en el metaverso. Los juegos son unos de los protagonistas, con la distinción entre los de realidad aumentada y virtual y los descentralizados, similares a los metaversos de este tipo, pero sin llegar a ser tan amplios en cuanto a la libertad del jugador.


En el primer apartado hay nombres como Illumix (respaldada por Disney), Survios, Forevr, Nolo o Resolution, mientras que en el segundo tenemos a Splinterlands, Mythical Games o Yugalabs, entre otros.


Los conciertos virtuales están siendo apoyados por startups que construyen salas inmersivas. Amaze, Wave, Pixelynx o Ristband son algunas. La moda también está aterrizando en este universo, con algunas como Dressx, Bigthinx o The Fabricant.


Por otro lado, están los bienes inmuebles virtuales. Las empresas inmobiliarias virtuales están comprando, revendiendo, desarrollando y alquilando propiedades virtuales en mundos virtuales descentralizados. Metaverse Group y Everyrealm son exponentes de esto.


Para acabar, la llegada del trabajo al plano virtual está encabezado por Cosmos Video, vSpatial, Immersed o MeetinVR. Reuniones virtuales, proyectos en común en 3D o retos con videojuegos son algunos de los espacios en los que se está trabajando.








Fuente de la Noticia: marketingdirecto

0 views0 comments